UNIDAD POPULAR - LISTA 565

Compromiso Socialista

Una solución a los medicamentos de alto costo

El acceso a la salud en nuestro país, sigue siendo en muchos casos un privilegio. Si bien con la implementación del Sistema Nacional Integrado de Salud (SNIS) en el primer gobierno del Frente Amplio, se avanzó en la inclusión de trabajadores y sus familias al sistema de salud, la participación de prestadores privados hace que en los hechos se paguen órdenes y tickets para acceder a medicamentos, tratamientos o consultas con especialistas.

Estamos convencidos que el acceso a la salud no puede depender del bolsillo de cada persona, por eso creemos que la solución de fondo es la implementación de un Sistema Único y Público de Salud.

Pero la salud es un tema muy importante que no puede esperar, en los últimos meses hemos visto cómo han habido pedidos de acceso a medicamentos de alto costo, por parte de personas que no pueden pagarlos. Frente a esta situación, el Ministerio de Salud Pública, aludiendo problemas “presupuestales” niega proporcionarlos sentenciando a muerte a los enfermos. Esto sucede porque no se incluyen entre los “servicios” que se brindan en el marco del SNIS.

El acceso a todos los medicamentos y tratamientos, incluidos los de alto costo, debe estar garantizado por el estado, con presupuesto genuino a estos efectos. De no ser así, el Estado no estaría garantizando con igualdad algo fundamental como es el derecho a la vida.

La situación puede cambiarse desde ya, a modo de ejemplo, desde el lugar que la Unidad Popular tiene en el parlamento, planteamos una modificación al Impuesto Específico Interno (IMESI) de forma de desestimular el consumo de bebidas azucaradas. Y propusimos que lo recaudado por este cambio se destine a la compra de bombas de insulina, las cuales mejoran sustancialmente la calidad de vida de los enfermos; y son parte de los tratamientos “de alto costo” que hoy no son financiados por el Estado. Este proyecto se encuentra a estudio de la Comisión de Salud de la cámara de diputados.

En el mismo sentido, proponemos que los impuestos que hoy se aplican a comestibles y bebidas que además dañan la salud como bebidas alcohólicas, tabaco y alimentos chatarras (además de las ya mencionadas bebidas azucaradas) sea destinado a financiar medicamentos y tratamientos de alto costo para quienes no pueden acceder.

PROPUESTA IMPUESTO BEBIDAS AZUCARADAS
¡Comunicate con nosotros!